Cinco heridos en un accidente de trafico esta tarde en la capital

Cinco personas han resultado heridas en un accidente de tráfico registrado esta tarde en la carretera A-357, a la altura del kilómetro 67, en Málaga capital, según ha informado el sistema de emergencias andaluz adscrito a la Consejería de Justicia e Interior de la Junta. Un particular ha informado del siniestro a Emergencias 112 Andalucía sobre las 17.20 horas.

Los gestores del 112 han activado, a la vez, a la Policía Local, al Cuerpo Nacional de Policía, a la Guardia Civil de Tráfico, al servicio de Bomberos, a la Empresa Pública de Emergencias Sanitarias (EPES) y al servicio de mantenimiento de la vía. Efectivos sanitarios que se han desplazado hasta el lugar han confirmado que tres varones de 33, 44 y 54 años, así como dos mujeres de 37 y 40 años, han resultado heridos en el accidente y han sido evacuados, todos ellos, al Hospital Carlos Haya.

Detienen a tres personas por la quema de siete contenedores de basura y de un vehículo

Agentes de la Policía Nacional han detenido en Ronda a tres personas –un hombre y dos mujeres, de 30, 32 y 51 años, respectivamente- como presuntas responsables de los delitos de daños e incendio. Hasta el momento, a los arrestados se les atribuye la quema de siete contendores de basura en cuyos incendios resultaron dañadas las fachadas de dos inmuebles y cuatro vehículos que estaban aparcados en las inmediaciones –uno de ellos resultó calcinado-. Los hechos esclarecidos se cometieron en la calles Santa Teresa de Jesús, Portichuelos, Pastor Divino, Granada y calle Ollerías, entre los días 20 de abril y siete de mayo.

Investigación

La investigación se inició el domingo 20 de abril a raíz de la denuncia por los daños causados por un fuego a un neumático de un vehículo estacionado en la calle Santa Teresa de Jesús. Los hechos se habían producido en torno a la media noche. Inmediatamente comenzaron las gestiones para el esclarecimiento de los hechos.

Posteriormente, el día cinco de mayo, alrededor de la media noche, eran quemados tres contenedores de basura situados en las calles Portichuelos, Pastor Divino y Granada.

Dos días más tarde, sobre las cinco de la madrugada, se produjo en la calle Ollerías el incendio de otros cuatro contendores de basura. Además el incendio se había propagado a otros cuatro vehículos aparcados en las inmediaciones. En esta ocasión uno de los coches quedó totalmente calcinado.

Las primeras pesquisas, que apuntaban a la intencionalidad de los hechos, condujeron a los investigadores hasta la identificación y detención de los presuntos responsables. Se trataba de dos mujeres y un hombre vecinos de la localidad rondeña.

El desarrollo de la investigación permitió concluir que los arrestados son los presuntos responsables de los incendios de los contenedores ocurridos en las últimas semanas en distintas calles de la localidad. Los investigadores les atribuyen la quema de siete contendores de basura así como los daños causados a cuatro vehículos –uno de ellos quedó completamente calcinado- y a las fachadas de dos naves próximas a los últimos incendios.

Detienen a dos huidos de la justicia condenados por abusos sexuales a menores

La Guardia Civil, en el marco de la operación DAVIES, ha detenido en Cártama a un matrimonio, T.L.D. de 54 años de edad y B.S.D. de 59 años y de nacionalidad británica, por pesar sobre ellos una Orden Europea de Detención y Entrega por abusos sexuales a menores.

Los hechos se remontan al año 2009 cuando el matrimonio ofrecía a sus hijas menores de edad para mantener relaciones sexuales con una persona, conocido de ellos, a cambio de una prestación económica, por lo que fueron condenados en el año 2016 por el delito de Abusos Sexuales a Menores.

Tras la sentencia, los ahora detenidos huyeron de la isla de Mallorca donde residían para evitar su ingreso en prisión, siendo localizados por los agentes después de varios meses de búsquedas.

El matrimonio permaneció oculto durante este tiempo en una caseta de obra ubicada en una finca a las afueras de la localidad malagueña de Cártama.

Los detenidos han sido puestos a disposición judicial, que ha decretado su ingreso en prisión.

En la operación han participado agentes de la Guardia Civil de la Comandancia de Málaga y de Baleares.

Desarticulan en Málaga un grupo especializado en robos con fuerza en domicilios

Agentes de la Policía Nacional han desarticulado el pasado día 8 de mayo en la provincia de Málaga un grupo criminal especializado en robos con fuerza en viviendas y han detenido a cuatro hombres de origen georgiano y de edades entre 28 y 41 años por su presunta implicación en 11 robos perpetrados en otros tantos domicilios -ocho en la capital malagueña, dos en Fuengirola y uno en Almería-. Los arrestados tenían un alto dominio en la apertura de cerraduras mediante las técnicas del ganzuado y del “bumping” y se cercioraban de que no hubiese nadie en los inmuebles, tocando insistentemente al portero automático y luego al timbre de la puerta.

Entre los efectos intervenidos en el domicilio de los detenidos -inmueble sito en Benalmádena-, los agentes hallaron herramientas utilizadas para la apertura de cerraduras y puertas, en concreto destornilladores, limas, sierras, tijeras, ganzúas, radiografías y tenazas.

Asimismo los investigadores se incautaron de distintos objetos provenientes de los robos en viviendas -cámaras de fotos, bolsos de reconocidas marcas, perfumes, telefonía móvil, joyas y 1.445 euros en efectivo-. Algunos efectos recuperados ya han sido reconocidos y entregados a sus legítimos propietarios.

La investigación se inició a mediados del pasado mes de abril tras detectarse denuncias por robos con fuerza en domicilios bajo un mismo modus operandi y con incidencia especial en los distritos oeste y centro de la ciudad de Málaga. Los agentes atribuyen a este grupo criminal un total de 11 robos -ocho en la capital malagueña, dos en Fuengirola y uno en Almería-.

Selección de objetivos

Según las pesquisas, los detenidos se trasladaban desde la localidad malagueña de Benalmádena por distintas localidades de la provincia para cometer los saqueos en viviendas. Estos estacionaban su vehículo y seleccionaban los objetivos a pie. Siempre, antes de la comisión de un robo, los investigados comprobaban primero que los moradores de los inmuebles se hallasen fuera, tocando insistentemente al portero automático, y luego al timbre de la puerta principal del inmueble, siendo sus horarios preferentes el mediodía y la tarde.

En el transcurso de la investigación, los agentes confirmaron cómo uno de los arrestados hacía labores de vigilancia para detectar la presencia de la policía y de vecinos, mientras los otros se encargaban de perpetrar los robos bajo los procedimientos del ganzuado y del “dumping”.

El pasado día 8 del presente mes dos de los investigados eran detenidos en un vehículo en la autovía A-7 a su paso por la localidad malagueña de Nerja. El resto de los arrestados lo fueron en las inmediaciones de su vivienda. A todos ellos se les atribuye los delitos de robo con fuerza y pertenencia a grupo criminal. La Autoridad Judicial ha decretado el ingreso en prisión para los cuatro investigados.

La Policía Nacional sorprende a unos pescadores furtivos con un atún rojo de 111 kilogramos tras un aviso sobre el traslado de lo que parecía ser un cadáver

Agentes de la Policía Nacional han decomisado, en Puerto Banús (Málaga), un atún rojo pescado de forma irregular y han propuesto para sanción a cuatro personas -los dos pescadores y otros dos hombres relacionados con los hechos, todos de nacionalidad española- que habían participado en la captura del ejemplar en una embarcación de recreo y su posterior transporte hasta la cámara frigorífica de un restaurante de la zona.

 

El pasado lunes día 22 sobre las 23:50 horas la Sala del 091 de la comisaría de Marbella recibió una llamada en la que unos ciudadano alertaban sobre varias personas que habían trasladado lo que parecía ser el cuerpo sin vida de una persona en la zona del puerto de Puerto Banús.

 

A partir de ese momento se activó el protocolo establecido para este tipo de casos e inmediatamente se personaron en el lugar varios agentes que recabaron información de los testigos y comenzaron las indagaciones para esclarecer los hechos.

 

Tras varias pesquisas, los policías identificaron a todas las personas que habían participado en los hechos. Además, constataron que el bulto que sacaron de la embarcación de recreo y metieron en el maletero de un vehículo que les aguardaba en la zona portuaria, era un atún rojo de 111 kilogramos de peso. Según las gestiones policiales, los identificados eran dos pescadores que de forma furtiva habían pescado el ejemplar y que para transportarlo solicitaron la ayuda a unos conocidos –los otros dos implicados-. Finalmente la pieza fue localizada en la cámara frigorífica de un restaurante propiedad de uno de los ayudantes.

 

Las cuatro personas han sido propuestas para sanción administrativa por infracción al Reglamento y la Ley de pesca. El atún rojo intervenido ha sido entregado para su aprovechamiento a un centro de atención a personas discapacitadas de Marbella.