Anunciantes

Un agente en prácticas de la Policía Nacional franco de servicio ha auxiliado este lunes en Ronda a un hombre taponando la herida sangrante -requirió 27 puntos de sutura- que este presentaba en la cabeza a consecuencia de una agresión por un vecino. El presunto agresor, de 23 años y nacionalidad española, ha sido detenido por un delito de lesiones. Según las pesquisas, la víctima fue golpeada con un bastón de acero en el transcurso de una discusión entre ambas partes.

Los hechos ocurrieron a las 21:40 horas del lunes en el municipio de Ronda. Un policía en prácticas, que se hallaba libre de servicio, oyó unos gritos de una persona en las proximidades de la avenida de Málaga. Tras localizarla, el agente la socorrió taponando la herida sangrante que presentaba en la cabeza a consecuencia de una supuesta agresión y dio aviso al 091.

Tras las pesquisas oportunas, una patrulla de la Policía Nacional localizó e identificó al supuesto responsable de la agresión, un hombre de 23 años, al que intervinieron un bastón de madera con punta de acero con el que habría golpeado a la víctima por unas desavenencias. La víctima, que fue atendida en el hospital de la Serranía de Ronda, requirió 27 puntos de sutura.